Temario del Curso

Los errores más comunes en la ejecución de los estilos.

Cada estilo tiene sus problemas de ejecución, sin importar que tan sencillo sea, los niños pueden mostrar fallas comunes, ante las cuales el Monitor debe estar muy atento para poder corregirlas a tiempo entre las fallas más comunes por estilos son:

Fallas comunes a todos los estilos de nado

El estilo libre puede suponerse que es fácil, esto gracias a su denominación “libre” y por ser el primer estilo en ser enseñado. Pero, aunque es un estilo fácil de dominar tiene sus detalles o fallas que pueden ser:

  • Respiración apagada:

La respiración es una de las partes más difíciles de cualquier golpe. Aprender la mecánica de la respiración de estilo libre es tan importante como aprender el golpe en sí mismo. El error respiratorio del Freestyle más común es aguantar la respiración. Por ello, se debe verificar que el niño exhale completamente cuando la cara está en el agua, si no, simplemente no podrá respirar completamente cuando vuelva a colocar la cabeza fuera del agua.

En el caso del estilo brazada y mariposa el error también versa en tomar poco aire por falta de espacio en los pulmones, mientras que, por razones obvias esta falla no se presenta en el estilo espalda.  La recomendación es que, en cualquier estilo, siempre se exhale explosivamente.

  • Incorrecta posición inicial:

Si la posición inicial es incorrecta el resto de movimientos será erróneo o se efectuará con gran dificultad. Por ello, es importante contar con una posición inicial correcta para no arrastrar al resto del cuerpo con malos movimientos. Las fallas más comunes en estos casos pueden ser: usar los brazos sin girar el cuerpo lo que puede provocar lesiones dolorosas en el hombro, otro caso es que si el cuerpo no gira de lado a lado conforme a los movimientos del cuerpo, las extremidades se verán arrastradas en el agua, desencadenando tirones que pueden afectar tendones y músculos.

La recomendación para corregir esta falla, es sugerir a los niños que se concentren en los movimientos de girar los hombros, y el movimiento de caderas y piernas.

  • Fallas al entrar al agua:

La forma de como entran las extremidades al agua en cualquiera de los cuatro estilos será determinante para la rapidez en el agua, así que, si es importante que los monitores corrijan estas fallas en los niños cuando se produce un hundimiento del cuerpo en las brazadas, cuando las manos no ingresan de forma adecuada al agua, o cuando la atracción se vuelve recta e ineficiente.

La recomendación para corregir esta falla, es que el Monitor le enseñe a los pequeños que los hombros siempre deben extenderse hacia adelante, que los dedos deben mirar siempre a la derecha y que las extremidades deben ingresar cortando el agua facilitando el arrastre de la misma.

  • Fallas en las patadas:

Las patadas de cada estilo son distintas, por lo tanto, es necesario que esta logre imprimir la velocidad y fuerza suficiente que genere la propulsión para que el cuerpo se mueva hacia adelante. Pero las fallas se generan si los pequeños patean demasiado, si la técnica de la patada no es la correcta o si la misma es insuficiente.

Si el niño patea demasiado, se cansará muy rápido, será necesario que el Monitor comunique la falla al niño para que este baje la cadencia. Si la técnica no es correcta se requiere reforzar la práctica fuera del agua y hacer repeticiones dentro de ella. En el caso que la patada sea insuficiente, lo que requiere el niño es de más fuerza y debe refinar los movimientos para que sean mucho más aerodinámicos.

No ha comentarios todavía! Se el primero en comentar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *